3. Plan de trabajo

A partir del protocolo de estudio definido por Fundació Mar, los participantes son capaces de caracterizar biológicamente y ecológicamente las diferentes zonas de control, diagnosticar su calidad ambiental y su grado de biodiversidad.

El protocolo se divide en tres partes:

    1. Se realiza una inmersión donde se valora visualmente la zona donde se quiere realizar el SILMAR. El objetivo es aumentar el conocimiento del fondo marino, de manera que observando la distribución de las diferentes comunidades se podrá definir la dirección del transecto. La segunda parte es la definición exacta de este. Se determinará el punto inicial, el punto final y diferentes puntos intermedios.

  1. Se describe físicamente y biológicamente el transecto. La descripción física consiste en anotar la profundidad y rumbo del transecto, y la descripción biológica consiste en anotar la rugosidad y comunidades.
  2. Se realiza un seguimiento de usos de la zona y una descripción de las especies indicadoras que se encuentran, las cuales nos darán información del estado de conservación del medio marino.
  3. Una vez obtenida la información se valida por Fundació Mar y se introducen los datos en la web de manera que se pueden comparar los resultados en diferentes estaciones y entre diferentes periodos de tiempo y así llegar a una diagnosis periódica y significativa del estado del litoral y de sus tendencias al cambio.
Change this in Theme Options
Change this in Theme Options